Producciones K´N

Nacho González abrirá el curso de Albacete en Madrid

Nacho González abrirá el curso de Albacete en Madrid.

«Ya sabéis que para mí no es sólo un placer, sino un honor actuar ante mis paisanos madrileños, como ya he hecho en anteriores veces en agradecimiento a sus atenciones». Es la respuesta que el músico Nacho González dio al grupo de directivos y socios de la Asociación Cultural Albacete en Madrid, el pasado lunes, cuando tras asistir todos ellos, junto a otros paisanos, al concierto que ofreció en la sala Galileo Galilei le sondearon para ver la posibilidad de que fuese el primer invitado de los actos con los que se inaugurará el curso 2016-17 de los mismos en una fecha de octubre por determinar.
Una actuación en la que tendrá tres opciones: o un recital del polifacético artista con sus canciones o una actuación como actor o payaso o también una charla coloquio, lo que se determinará más adelante, también cuando Nacho vea las fechas de su amplio y variado calendario para este verano y después. Así lo anunció el pasado jueves Patricio Morcillo, presidente de este grupo, en la reunión preparatoria de la entrega de los títulos Albacetenses Distinguidos, con estas palabras: «Hemos hecho un fichaje magnífico para iniciar el reguero de actividades del próximo curso a partir de octubre, el de ese completísimo artista que es Nacho González, que tanto nos gusta y del que pudimos disfrutar el lunes».

TERCER PASEÍLLO. Será el tercer paseíllo del intérprete con la Asociación, que le incluyó hace nueve años en su relación de premiados, tras protagonizar meses antes un concierto para los paisanos y el resto de grupos y peñas castellano-manchegas que comparten sede en la Casa Regional. Además, Nacho fue quien amenizó la gala de entrega de los premios posteriormente con otro nuevo recital, aunque sólo interpretó tres canciones como epílogo de la ceremonia por falta de tiempo y porque ésta no se celebró en el salón de actos de la embajada sino en un lugar alquilado y con horario prefijado.
En ambas ocasiones el albacetense, que domina multitud de instrumentos, subió solo al escenario, aunque en su actuación del pasado lunes le acompañó «este extraordinario guitarrista que es Hernán Navarro, un argentino tan inteligente que hace años que se quedó a vivir en Albacete», como lo presentó nada más iniciar el concierto. Y nada más sorprender Nacho como hombre orquesta, ya que en su primer tema, «que no podía ser otro que Sube el telón, claro», cual también dijo, además de la voz, hizo sonar la pandereta de pie (en el izquierdo), la percusión (derecho), la guitarra y la armónica colgada al cuello.
Después, junto a algunas de las composiciones propias de su último disco, En la estación de las dudas, fue haciendo hincapié en las de grabaciones anteriores y algunas versiones, ya que, como con su humor manchego, había titulado el concierto, y así aparecía en los carteles y en la web de la sala, como Pequeños éxitos. Por lo que, siempre con una presentación original y también humorística, fue desgranando varios de estos sus pequeños éxitos, como fue A veces llegan cartas, Peón industrial, 1951 y otras.
La única que interpretó que no es propia fue su originalísima versión del Romance del Pernales, del que explicó brevemente que «al tratarse de un romance, todo es muy bonito, pero que Francisco de los Ríos –el nombre real del personaje- fue un ladrón responsable de muchos asaltos y varios asesinatos por toda su Andalucía, una historia que en nada se parece a ese romance dulcificado que cuenta que robaba a los ricos para dárselo a los pobres». En esta versión del clásico tema del folklore serrano albaceteño rescatado por Manuel Luna, además de la guitarra del cantante , brilló muy especialmente al laúd de Hernán Navarro.

FLAMENCO BROTHERS.  Tras dedicarle «como estreno y sorpresa, aunque no está acabada del todo», afirmó, su última composición a su pareja, Marilén, «también muy inteligente porque dejó su Madrid para vivir conmigo en Albacete», en palabras de Nacho, fue el turno de Tormenta, La oscuridad, De este agua no beberé y el sencillo de su reciente disco y que lleva el mismo título, En la estación de las dudas, para cerrar «con lo propio en cualquier concierto», adelantó: Cae el telón, con su estribillo de «gracias por venir». Y de propina, a petición de algunos paisanos conocedores de su discografía y sus canciones, hizo un bis con Tras el cristal.
En la despedida, Nacho volvió a destacar a Hernán Navarro -igualmente muy aplaudido-y recordó que unos meses antes, ellos dos, junto al extraordinario guitarrista de flamenco y clásico que es José Luis Montón, presente también como espectador en la sala, habían dado un concierto sólo instrumental bajo la formación de Flamenco Brothers y que estaban dispuestos a repetir cuando se les solicitase. Por cierto que este verano el trío grabará su primer disco en el estudio de la productora de Nacho, Estudios K’N, en el que plasmarán el repertorio al completo con el que también están de gira en la actualidad, añadiendo  «alguna que otra sorpresa y colaboración», según Montón.
Como fue explicando a la gente de la Asociación Albacete en Madrid, con quienes departió y se fotografió tras el recital, Nacho en solitario tiene un mínimo de diez fechas cerradas ya definitivamente y varias más como propuestas. En otra de sus facetas quiso destacar la representación del espectáculo –que ya estrenó en junio del año pasado sobre la infancia del que después sería caballero andante, Las Musicoaventuras del pequeño Don Quijote dentro de la programación del Festival de Teatro Clásico de Chinchilla de Montearagón. Un espectáculo que es posible que desde la Asociación se le solicite para octubre, como también se le ofreció la sede del grupo para el estreno también en Madrid del documental que Nacho está filmando y del que se guarda toda la información hasta que lo concluya.

Have your say